Arquitectura y poder.

arquitecturadelpoder.jpgEn el blog ARQtipo he leído la reseña de un libro que me ha parecido interesante, y que si tengo oportunidad intentaré conseguir y leer: se trata de “La arquitectura del poder”, de Deyan Sudjik, publicado recientemente. Como muestra extracto tres retazos, tres perlas no exentas de polémica:

“Ahora todo el mundo quiere un icono. Quieren que un arquitecto haga lo mismo que hizo el Guggenheim de Gehry para Bilbao y el teatro de la ópera de Jorn Utzon para Sydney (…)”

El resultado es que la arquitectura se convierte en una actividad brutalmente dividida, atrapada entre la hambruna y la glotonería. O bien los arquitectos tienen demasiado trabajo para concentrarse en él como es debido y, por lo tanto, echan a perder su reputación al parodiarse a si mismos, o tienen tan poco trabajo que la ampliación de una cocina puede convertirse en la obra de toda su vida y, por lo tanto, se mueren de hambre.”

“Santiago Calatrava, la versión oscura y kitsch de la inventiva juguetona y libre de Gehry, sigue considerándose arquitecto. Pero en realidad ha renunciado a diseñar edificios para concentrarse en la producción de iconos.

Como veis, el autor no le tiene demasiado aprecio al “Star System” de la arquitectura internacional. Promete. Lo dicho, lo pillo, me lo leo y os lo cuento. Mientras tanto… ¿alguna opinión al respecto?

Esta entrada fue publicada en arquitectura, literatura y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Arquitectura y poder.

  1. lamalgama dijo:

    Buffff, difícil cuestión la que planteas, ¿qué seguir? ¿el camino de los iconos o el de las pequeñas pero importantes obras?. La verdad es que no sabría donde posicionarme. Hoy por hoy las ciudades buscan sus nuevos monumentos, nuevos símbolos que sean visitables, que evidentemente tienen sus ventajas, y desde luego el ejemplo de Bilbo es el más evidente, tú sabrás más que yo de lo que se llama el efecto Guggenheim y el cual buscan desesperadamente casi todas las ciudades, pero claro, tal vez ahí radica el error, en ese “todas” que lleva a desvirtuar el símbolo, donde prácticamente lo que se hace es prostituir a la ciudad, arrancarle su esencia para que se parezca a las demás. Supongo que como todo en la vida el punto justo está en el término medio. Muy buena la frase sobre Calatrava, hoy por hoy parece que no tener un “Calatrava” (cual cuadro al óleo) es de ciudad tercermundista. Salú

  2. fernando mh dijo:

    Yo tampoco lo tengo muy claro, lamalgama. De entrada parece bastante repulsivo “comprar” marcas de arquitectura en vez de invertir en arquitectura de calidad, sea o no conocida. Pero la carne es débil, y la carne de político más débil aún, y se entiende la tendencia a ir “sobre seguro” (que al final no asegura nada más que la marca) para dotar de repercusión mediática y reconocimiento borreguil -con perdón para los ovinos- a las inversiones públicas.
    No sé, esperaré a leer el libro completo y ya os diré si saco alguna conclusión más clara…

  3. susana ruiz dijo:

    No he leido el libro, y no puedo opinar sobre él. Pienso que la arquitectura icónica (o vernácula) ha existido siempre a lo largo de toda la historia y de todas las culturas, cumpliendo un papel fundamental en el contexto urbano para la comprensión y vida de la ciudad.
    Pero interpreto –no se si bien o mal- que de lo que se pretende hablar aquí es de otra cosa bien distinta. Os adjunto un comentario escrito por Fernando Roch en su último artículo de la revista Urban de la ETSAM, con el que estoy totalmente de acuerdo. No se me ocurre añadir nada mejor al respecto:
    “En un mundo en el que los medios de comunicación celebran todos los días las ocurrencias de famosos arquitectos metidos a urbanistas, que por algún milagroso designio divino se consideran, y son considerados, redentores de ciudades que apenas conocen y de las que no entienden nada, pero a las que seducen con el espectáculo de sus fantasías sustanciosamente remuneradas, mientras balbucean sandeces y abusan de nuestra paciencia con simplezas de todo género, empobreciendo la visión que los ciudadanos tienen de la ciudad, de la vida cívica y de sí mismos, con la complicidad de ciertos políticos que pretenden legitimar con maquillaje estético su reprochable comportamiento ético, las figuras como JGB se agigantan para confirmar, lamentablemente, el divorcio que existe entre el conocimiento, el buen arte de la política y el mal gobierno de nuestras ciudades y territorios.”

  4. fernando mh dijo:

    @Susana, es cierto que siempre se ha usado la arquitectura -pero también otras artes y técnicas- como productoras de iconos, pero el problema que planteaba el autor de “La arquitectura del poder” es que a veces, demasiadas veces, lo único que se hace en nombre de la arquitectura -y del urbanismo, como dice Fernando Roch con acierto- son iconos vacíos, de “marca”, de maquillaje y escaparate, sin nada de arquitectura o urbanismo detrás, sólo con un nombre o una marca detrás.
    Pero insisto en que debería leerme el libro citado antes de seguir improvisando sobre suposiciones…

  5. tonneti dijo:

    el otro dia ojee el libro en hontza y la semana que viene puede que me de un impulso y lo compre(asi suele ir mi compra de libros, por impulsos incontrolados).
    pero no creo que haga falta leerse el libro para dar una opinion mas o menos fundamentada, pero propia, en cualquier caso. por lo que he visto hasta ahora estoy totalmente de acuerdo con el autor del libro(y parece que con vosotros en general), no creo que se trate de posicionarse ante esto o lo otro, seguro que en cada momento y cada ciudad esta tiene diferentes necesidades, claro que esto no justifica esta “calatravadas” vacias e insulsas(ya lo siento pero es el arquitecto que mas(diria el unico) desprecio, su falta de miramientos hacia cada lugar es increible…
    dejo este post aparcado para mas adelante

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s